Navegación
Vera fue partícipe del título de la 1990-91, el de la Final frente a América y de la mayor goleada de Pumas sobre el cuadro azulcrema .
Reconocido como el mejor futbolista chileno de todos los tiempos, en su puesto de defensa central ha sido considerado uno de los más grandes de la historia.
Mateo Bravo estaba concebido desde su nacimiento a guardarle fidelidad a la de Tigres, así como el cuadro felino estaba ahí para darle un nombre en el futbol mexicano.
Luis Gabelo Conejo Jiménez nacio en San Ramón el día 1 de enero de 1960 es un exfutbolista costarricense. Inició su carrera deportiva con la Asociación Deportiva Ramonense, equipo con el que haría su debut oficial en la Primera División de Costa Rica el 27 de noviembre de 1981, en un encuentro ante el Club Sport Herediano con victoria de los florenses de 1-2. En 1989 se vincularía al Club Sport Cartaginés, para posteriormente dar el salto al fútbol extranjero, cuando pasa a formar parte del Albacete Balompié de España en 1991. En ese mismo año se proclamaría campeón de la Segunda División de España con este equipo, donde además obtiene la Copa de la Ciudad de Albacete en 1993, al vencer al São Paulo Futebol Clube de Brasil. En 1994 tendría
"El Diablo" es considerado el mejor futbolista boliviano de todos los tiempos. Jugó en equipos de España, Ecuador, Colombia, Chile y Estados Unidos y solo jugó un mundial, USA94.
El nombre de Paulo César Wanchope se grabó con letras de oro en la historia del fútbol de Costa Rica tanto en selección nacional como a nivel de clubes.
Elegido como el mejor gol del siglo a político en la Cd de México
Ídolo de varias generaciones, el 'Pibe' Valderrama, de 55 años, lideró a la selección cafetera en los Mundiales de Italia-1990, Estados Unidos-1994 y Francia-1998, y fue exaltado como el jugador más destacado de América en 1987 y 1993.
Un elegante centrocampista ofensivo con gran técnica, visión y liderazgo en el campo, Boy jugó en la Primera División (Primera División, ahora Liga MX ) entre 1975 y 1988.
Una figura introvertida, de pocas palabras fuera del campo, reflexivo y sencillo, pero al cruzar la línea por el medio campo era un monstruo; rompía cinturas, pegaba arrancones letales y cambios de ritmo enloquecedores.
SÍGUENOS
RECIENTE